The Legend Of Zelda: Spirit Tracks - Análisis Destacado

Escrito por Write on Domingo, 31 Agosto 2014 Publicado en Análisis Visto 1196 veces
Valora este artículo
(1 Voto)

Spirit Tracks es, posiblemente, el juego menos conocido de la saga de The Legend of Zelda. Lanzado originalmente en diciembre del 2009 para Nintendo DS, tuvieron que pasar 5 largos años para por fin poder comprarlo.

Allá por el lejano año 2007, cuando se lanzó el Phantom Hourglass yo no contaba con ninguna consola portátil y mucho menos Nintendo DS, sin embargo la emoción me permitió conseguirlo prestado por un par de días. Debido a mi postura en contra de la piratería, nunca lo jugué en rom ni nada parecido. Dos años después, en el E3 se anunciaría el Spirit Tracks, sucesor del Phantom Hourglass y quedamos sorprendidos por el hecho que Link ahora podía manejar un tren.  

BoxArtSi bien el primer impacto dio que hablar, rápidamente mucha gente empezó a cuestionar la libertad que tendrías en el juego a quedar limitado a recorrer únicamente por las líneas del tren. Otra crítica que recibió fue que mantenía el mismo estilo gráfico que el Phantom Hourglass, cuando para ese entonces se esperaba por lo menos una ligera mejora visual, como se dio entre Ocarina of Time y Majora’s Mask, al requerir el Expansion Pack en el Nintendo 64.

Entonces las dudas que me generó el primer vistazo del juego sumado al poco hype por no tener ninguna consola portátil hicieron que le pierda el rastro, por lo que recién un par de años después nació el interés por jugarlo (al poder ahorrar lo suficiente para comprarme una Nintendo 3DS). De hecho, una de mis motivaciones a comprar la consola fue obtener estos dos títulos de los que tan poco sabía y hacían falta en mi colección.

Hago esta introducción porque he leído varios casos similares sobre el motivo del porqué este juego no tuvo el éxito que se esperaba. Ahora, hablando propiamente del juego, me gustó no saber absolutamente nada sobre la historia, el gameplay o las mecánicas del juego. Se podría decir que fue una aventura completamente nueva.

Historia

Spirit Tracks ocurre 100 años después que Phantom Hourglass y nos cuenta la historia que se fundó un nuevo reino en otras tierras. Sin embargo, un demonio las controlaba y generó una guerra, pero al no poder matarlo, se crea un sello donde es encerrado. El sello se ubica en la Torre de los Dioses y se expande por cuatro grandes zonas a modo de líneas de tren, las cuales se llamaron Vías Sagradas y permite a los habitantes poder trasladarse por todo el reino. Link es un aprendiz de maquinista y tiene que presentarse a su examen de graduación, pero se dan con la sorpresa que muchas vías han desaparecido. Al conocer a Zelda, esta le da una carta secreta, lo que desencadenaría una serie de sucesos importantes.

Mecánicas

Para los que han jugado Phantom Hourglass se darán cuenta rápidamente que se siguen las mismas mecánicas básicas: Utilizar el stylus para desplazarse tocando en la dirección que quieras, deslizar para atacar, mover en círculos para giro, etc. Las innovaciones fueron por el lado de los nuevos ítem y como utilizarlos: el látigo te permite saltar vacíos a lo Indiana Jones, báculo de arenas, boomerang, bombas, el “vórtice de viento” con el cual deberás soplar al micrófono para usarlo, finalmente y más importante la “flauta terrenal” como se le define en el juego, pero todos sabemos que en realidad se trata de una antara. En general se puede decir que se ha pulido todo lo visto en su entrega anterior de Nintendo DS.

Lo juegos de la saga siempre se han caracterizado por darle un gran enfoque a la música y no me refiero en este caso al soundtrack, sino a la utilización de instrumentos musicales como ítems importantes en el juego. Tenemos varios instrumentos en Link’s Awakening de GameBoy, la ocarina en Ocarina of Time y Majora’ Mask, la batuta en Wind Waker, el arpa de Skyward Sword, etc. El gran aporte es que acá podrás experimentar realmente la sensación de tocar al tener que soplarle al micrófono y mover los tubos para hacer la melodía. Admito que me encantó el concepto, aunque resultara algo complicado en  temas donde debías alternar notas que no estaban juntas. Requiere de mucha práctica y precisión poder lograrlo bien.

Otro de los puntos más importantes ha sido el de los viajes en tren. De hecho, muchas personas cuestionaron su misma presencia, ya que significa que la línea de tiempo ya estaría llegando a un punto de la “revolución industrial” y eso sería raro ya que la saga siempre se ha vinculado más a una Edad Media fantástica/mágica.

Sin embargo debo admitir que fue muy interesante y divertido recorrer el mundo de esta forma, ya que se añadieron varias situaciones que le quitaron la monotonía. Las opciones básicas son controlar la velocidad y sonar la campana, sumado al poder elegir el trayecto en las intersecciones de las vías. Por otro lado se añade el cañón (como en Phantom Hourglass) con el cual puedes disparar a diversos enemigos que se aparecen en el camino. Finalmente tenemos los trenes oscuros, los cuales debes evitar a toda costa.

Otra de las mecánicas nuevas es que podrás controlar a Zelda. Para ser más precisos, su espíritu. Sucede que en la historia, roban su cuerpo para usarlo como medio para reencarnar al demonio Mallard o Malhadus, sin embargo su alma o espíritu queda libre y solamente Link lo puede ver, es por eso que ahora Zelda se volverá su acompañante a lo largo del juego.

Lo interesante de esta mecánica es que podrás controlar a los espectros (si, los mismos del Templo del Rey de Mar de PH) y podrás trazar un recorrido para el personaje y así ir avanzando a través de los rompecabezas que te presenta el juego. Es una temática interesante ya que implica una nueva forma de pensar en soluciones creativas y convierte los templos en retos mayores. De hecho muchas páginas especializadas han alabado esta nueva mecánica. Entre los hechos curiosos es que resulta muy cómico ver a estas armaduras, que tanto problemas te causaron en el pasado, saltar como niñitas al ver un ratón. Zelda es un fantasma pero aún así le huye a los roedores.

Entre las actividades “extras” que se pueden hacer es la búsqueda de los conejos, los cuales pueden encontrar por todas las vías y finalmente cumplir las misiones de envío de carga y transporte de pasajeros.

Hubo tres factores que lograron desviarme de la misión principal del juego durante varias semanas:

  • Las misiones secundarias son extremadamente adictivas, entre ayudar gente, transportar pasajeros, transportar carga. Además implicaban un gran reto y logran sacar el repartidor postal que llevan en su interior.
  • Estas misiones son vitales ya que al ayudar a la gente del reino podrás hacer aparecer nuevas vías y desbloquear nuevas áreas.
  • La música mientras vas en tren.

Música

Cuando compras el Skyward Sword para Wii, te viene además un disco de música por el  25 aniversario de la saga. De ese disco,  el primer tema empieza con un fragmento de “Realm Overworld” tema principal del juego cuando viajas en tren por Hyrule. Al principio no lo reconocí ya que aún no había jugado el Spirit Tracks,  pero me cautivó automáticamente. Imagínense mi sorpresa al manejar en tren por primera vez y escuchar ese tema. Fue mágico, de la misma manera que en Twilight Princess viajaba en Epona únicamente para escuchar la música de “Hyrule Field”, me pasó exactamente lo mismo.

Juego de Zelda sin buena música no es juego de Zelda, recomendable usar audífonos, en cada zona que visites vas a gozar de una interesante propuesta musical, sobre todo en los momentos clave como calabozos o peleas con los jefes finales. Son vitales para darle la emoción del momento, pero también en los lugares más tranquilos y pasivos encontraras música muy relajante, reflejando de forma muy precisa la atmósfera del lugar. También podrán escuchar, si están atentos, algunos temas clásicos.

Dificultad

Al igual como mencioné en mi análisis anterior de Phantom Hourglass, el uso de la doble pantalla se luce en las peleas contra los jefes finales, aprovechando de la mejor manera la vista vertical y explotando el uso de los ítems. Los que han peleado contra “Colosus: Lord de Lava” entenderán.

La pelea final también implica bastante reto, morí muchas veces para poder terminar el juego, sin mencionar que todo lo que ocurre a modo de historia es muy emocionante. En general se puede decir que el juego tiene una dificultad baja, no es muy complicado vencer a los enemigos pero algunos puzzles si implican un buen rato para razonar y encontrar la solución.

Spirit Tracks nos deja ver un juego más fluido y optimizado frente a su antecesor. Tendremos que volver constantemente a La Torre de las Dioses, pero ya no se siente tedioso ni repetitivo, ya que no tienes que volver a recorrer todos los niveles, porque se agregaron unas escaleras externas a las cuales puedes recurrir cada vez que regreses. De verdad Nintendo se esforzó por hacer lo mejor posible en el corto tiempo que tuvieron para el desarrollo.

La relación entre Link y Zelda nunca se había visto tan trabajada como en este juego. Recuerden que para ese entonces Skyward Sword estaba en una etapa muy básica. Además al tenerla de compañera todo el viaje pudimos conocerla mejor, se vuelve más humana. Esto es un gran logro ya que después de todo el juego lleva su nombre.


Resumen

En resumen, Spirit Tracks es una aventura más completa y trabajada frente a Phantom Hourglass. Se optimizaron las mecánicas, se corrigieron errores y se logro una mayor fluidez al juego y explota al máximo la funcionalidad de la Nintendo DS, algo que sólo Nintendo sabe hacer a la perfección. Nos deja “Realm Overworld”, una de las mejores canciones de la saga la cual logra que no pares de jugar solamente por escucharla, ya que está llena de energía y vida. Verán personajes muy interesantes y conocerán más a fondo a la Princesa Zelda. Podrán apreciar una historia de suma importancia para la saga, porque se trata de un nuevo reino en nuevas tierras, por lo que quizá podemos esperar que alguna de las  próximas entregas este ubicada en esta tercera línea temporal. Spirit Tracks se traduce en muchas horas de diversión. Sin duda es una joya poco conocida pero de un gran valor. Como Bonus, tiene modo multiplayer, similar al de Phantom Hourglass, así que aprovechen.

Es un juego que actualmente es difícil de conseguir, sobre todo el Perú. Por lo que si desean jugarlo, les recomiendo buscarlo en tiendas digitales norteamericanas, ya que de verdad vale la pena tenerlo en tu colección.

 

Lo Bueno:

- Corrigen los errores de Phantom Hourglass.

- Innovación en el modo de juego.

- La música es sobresaliente.

- Historia bastante interesante.

- Misiones extras.

 

Lo Malo:

- Nuevamente se siente un mundo muy pequeño para lo que puede ofrecer la consola.

- Faltó mas variedad de enemigos.

- Se pudo variar un poco el diseño de los personajes, sobre todo porque se trata de otro Link.

 

Medios

Spektro

Alias de Daniel Ezeta, Diseñador Gráfico, apasionado con el arte, la cultura y los animales. Desde muy joven cinéfilo, melómano y gamer. Algunos me llaman Geek. Extraña habilidad para recordar los diálogos de mis películas y series favoritas.